Translate

lunes, mayo 31, 2010

Rescatan a cinco niños que crecieron en cuevas>> Vestían ropa hecha con bolsas plásticas y nunca habían visto el mundo exterior

Cinco hermanos de entre 11 años y ocho meses fueron rescatados ayer por la Defensa Civil de Colombia después de que los descubrieran viviendo en cuevas que habían sido cavadas por su propio padre. Uno de ellos fue internado por desnutrición.


Los cinco hermanos habían vivido en cuevas desde su nacimiento y nunca habían visto el mundo exterior, según explicaron los rescatistas. Su padre había construido la casa familiar bajo tierra, en una finca de Rosales, una localidad del municipio de Turmequé, en Boyacá.


El rescate de los pequeños se produjo el pasado 14 de mayo, pero las autoridades decidieron mantener la historia en secreto hasta ahora, según informó el sitio de El Tiempo.


Apenas lograron entrar a una de las cuevas, los rescatistas se encontraron con la desoladora imagen de los tres hijos menores, de ocho meses, y dos y seis años, acurrucados unos a otros para darse calor. A unos metros de distancia había otra caverna, donde estaban los hijos mayores, de ocho y 11 años. Estaban vestidos con ropas gastadas, y en algunos casos cubiertos con plástico a modo de ropa de abrigo.


"Como ellos nunca habían tenido contacto con el mundo exterior, transportarlos y asearlos no fue fácil. Cuando les encendieron la televisión, ellos salieron a correr", comentó Alirio Garzón, voluntario de la Defensa Civil de Turmequé, tras el rescate.


"Eran niños a los que se les estaban vulnerando sus derechos; sin embargo, no fue fácil confirmar su presencia dentro de esas cuevas y tuvimos que adelantar un trabajo investigativo previo para poder ingresar al lugar", comentó María Inés Osorio, alcaldesa de Tumerqué.


Tras el rescate, los chicos fueron puestos en custodia del Estado ya que sus padres desaparecieron. "Los niños están bien, solo una niña de dos años y medio tuvo que ser trasladada al centro de recuperación nutricional y los demás a un hogar sustituto", comunicaron las autoridades.


El padre de los chicos fue identificado como Bernardo Ariza Calvucho, quien trabajaba cargando bultos en las plazas de mercado. Según los investigadores, había sufrido un accidente cuando vivía en Bogotá que le dejó secuelas mentales. Al parecer, el hombre decidió volver a su localidad natal y al no encontrar la casa de su familia decidió cavar en el terreno para tener su hogar..

No hay comentarios: